Entradas

Mostrando las entradas de julio, 2015

Puebla Sobre Ruedas el Documental

Imagen
 "Puebla Sobre Ruedas" (PSR) fue un trabajo audiovisual en su género documental, la producción tardó más de un año de trabajo para su realización, estrenándose los días 28 de noviembre del 2012 en las salas de cine del CCU (Complejo Cultural Universitario) y el 29 en la Capilla del Arte de la Udlap, y que ahora pueden disfrutarlo en la plataforma de youtube gratuitamente. La historia narrada por sus protagonistas, Gabriel, Renata, Julio y Bernardo que por conseguir sus sueños de hacer deporte y representar a Puebla en los juegos paralímpicos a nivel nacional, botean en las calles para conseguir recursos, un documental donde las ganas de vivir y luchar se proyectan con cada uno de los roles que ellos realizan para enfrentar su situación. La idea de retratar la vida de estos protagonistas nace cuando, Luis Vicente Rodríguez Esponda director del documental, viaja con ellos en el 2004 al III Juegos Nacionales sobre Sillas de Ruedas que se celebró en Coauhuila, Esponda formaba

Sin espacio, lugar ni tiempo - nuestra primera puesta teatral

Imagen
Puesto que vimos que el teatro es un gran medio para comunicar mensajes positivos , en el 2014 iniciamos y abrimos el área de arte - formativa en FomArte, con la búsqueda de nuestra primera obra de teatro a producir. Teatral. Pero... ¿qué obra montar? -  En su faceta universitaria de nuestro director Luis Vicente Rodríguez Esponda, perteneció al grupo de teatro de la Universidad Cuauhtémoc campus Puebla, en donde tuvo la oportunidad de conocer e interpretar el monólogo de Fernando Saenz de Miera " Sin espacio, lugar ni tiempo" , bajo la dirección de Juan Carlos Durán.  “Muerto, siempre distraído sin encontrar ningún espacio, ni el tiempo, recordando y reflexionando, la oportunidad que pudo haber tenido en la vida” La escena se desarrolla en una funeraria de bajos recursos, ahí ocurre la ficción, donde un muerto empieza su diálogo con cierto sarcasmo hacia Dios, entre desconciertos y reclamos él no acepta estar muerto, hasta encontrarse en la profunda soledad de su propia exis